¿Hetero o gay; puedo probar mi semen? Homosensual lo resuelve. Foto: Adobe Stock

¿Será bueno o malo probar tu propio semen? Una pregunta que incluso heterosexuales se han planteado. Aquí la resolvemos.

Aunque para muchos homosensuales no lo parezca, existen aún muchas dudas sobre ‘probar tu propio semen’. Y no solo se trata de ser un chico gay primerizo con dudas. Este planteo también forma parte de nuestros amigos bugas.

Y es que no importa tu orientación sexual. Seas lo que seas, a muchos hombres aún les ronda por la cabeza el hacerlo o no. Sin duda —y bendito dior—, conforme avanza el tiempo y las generaciones evolucionan, los tabúes y prejuicios hacia el sexo se han ido evaporando.

Estos son los beneficios de hacerlo, según la ciencia. / Foto: Tumblr

Mira también: ¿Cómo superar la etapa sin sexo con tu pareja?

En una plática con amigos (gays y bugas) salió la pregunta. Y con el alcohol ayudando a ‘soltar la lengua’ llegó un momento de confesiones.

Resulta que tanto heteros como gays le habían dado una ligera probadita, al menos una vez en su vida, a su propio semen.

Indagando más en el tema, encontré un estudio de la State University of New York, en donde se asegura que el semen puede disminuir los síntomas de depresión.

El estudio comparte que esto es debido a que el semen está compuesto de oxitocina, prolactina, cortisol, estrona y serotonina.

Estos químicos, según el mismo estudio, no solo ayudan a la depresión, sino también a dormir mejor.

¿Qué contiene?

Según la ciencia, esto hay en el semen. / Foto: El País

Mira también: 10 cosas que deberías evitar hacer durante el sexo

Los nutrientes inofensivos de este ‘coctel de la vida’ son formados por azúcares, minerales como vitamina C, calcio, potasio y fructosa. Esto no quiere decir que sea algo que te dé muchos nutrientes, solo es muestra de que no es malo ingerirlo.

En entrevista con ViceDebby Herbenick, profesora asociada en la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Indiana, comentó que el verdadero peligro es que, al probar el semen de otra persona, puedas estar en riesgo de contraer una infección.

Así que ya lo sabes, amigo. Probar tu propio semen no tiene NADA de malo. Sin problema, siéntete gustoso de disfrutar de este pequeño placer de tu vida sexual.

¡Ya los caché! “Ay, sí. Voy a ver si lo que dicen en Homosensual es cierto”. ¡Vas!

b